Luces y sombras del Concurso Nacional de Rondallas Monterrey 2019

El fin de año se acerca amenazadoramente y, así como comúnmente decimos que llegando el 16 de septiembre falta poco para que termine el año, el Concurso Nacional de Rondallas Monterrey es otro de los signos que anuncian la recta final de este 2019. Y como después de cada concurso, aquí están, para todos y todas ustedes, las luces y sombras que pudimos observar en el certamen.

Iba a decir que ha sido un año complicado para los concursos de rondallas, pero la realidad es que, desde 2017 hay un declive en la asistencia de grupos. En esta ocasión, fueron 21 las rondallas participantes, contra las 25 del año 2018 y 35 del año 2017, es decir una tendencia a la baja. Por supuesto, esta tendencia no es única de este concurso, en realidad en la gran mayoría de competencias nacionales de rondallas se viene dando este fenómeno.

¿Las causas son ajenas a los grupos? ¿Los factores son únicamente económicos? ¿Será que los concursos han dejado de ser atractivos? ¿Por qué los encuentros de rondallas, por el contrario, han mantenido e incluso aumentado su participación? Conste que son preguntas.

Por supuesto, con 21 agrupaciones (3 de ellas de categoría Doble A, que participaron únicamente el domingo), la logística se simplifica, pero la realidad es que el comité organizador encabezado por el Mtro. Francisco Balleza se ha caracterizado por su gran capacidad de organización, la que ha quedado de manifiesto en las 19 ediciones de este concurso. El Mtro. Balleza ha sabido rodearse de un equipo confiable, no sólo a nivel de organización, sino también para la difícil tarea de calificar el trabajo de las rondallas.

Este equipo de jurados (y todo el medio rondallero) sufrió una baja muy sensible ante el fallecimiento del Profr. Roberto Reyes Garrido, quien era un infaltable en el concurso de Monterrey. Recordamos como, cada año, el Profe Reyes dirigía un mensaje a los rondalleros asistentes, con un gran afán motivador. Este año, ante su ausencia, fue otro de los infaltables quien se erigió para brindar el mensaje final, el reconocido Pedro Obregón, quien además goza de una gran simpatía y autoridad en el medio.

La tónica de su discurso fue la misma, motivadora, con la intención de hacer que los rondalleros se sintieran satisfechos con su trabajo. En medio de sus palabras, Pedro mencionó que las rondallas facilitaron la labor del jurado por "desafinarse lo menos posible" y es ahí donde no estoy de acuerdo, porque durante ambos días se escucharon muchas y muy evidentes desafinaciones en muchos de los grupos, incluso en las categorías A y Doble A, que se supone, no deberían tener este tipo de yerros.

¿Por qué es relevante? Porque un concurso debe servir, no sólo para obtener un premio, sino para que las rondallas conozcan sus áreas de oportunidad y las mejoren. Si de por sí, es complicado que los grupos sean autocríticos, con estas palabras se envía un mensaje incorrecto. Y no creo que los jurados estén en desacuerdo conmigo, y si no me creen echemos un vistazo a los puntajes.

Recordemos que, de acuerdo con la convocatoria, la afinación de voces se calificó de 1 a 10 puntos, y dado que los puntajes son acumulativos, al final una rondalla podía obtener un puntaje entre 0 y 20 únicamente para la afinación de voces. El promedio de todas las rondallas fue apenas 11.58 puntos, muy poco por encima de la mitad. En realidad, el tema de la afinación es grave. Vayamos a la frialdad de los números. El promedio de puntaje por afinación de voces, por categoría, es el siguiente:

Categoría

Puntaje de afinación de voces (promedio)

D 7.22
C 9.58
B 12.33
A 15.89
Doble A 17.03

Como pueden ver, es muy grave. Si aspiramos, como rondallas, a que nuestra música sea reconocida y valorada como otros estilos musicales, tenemos que atender la afinación. Urge.

Otro dato revelador. En todas las categorías, la rondalla que tuvo mayor puntaje en afinación de voces también obtuvo el primer lugar. Para que después no digan que no ganan porque al jurado no le gusta su estilo. El estilo no se puede apreciar si el trabajo está desafinado. Apúntenle.

Además de las desafinaciones evidentes, otro error recurrente fue el cambio de la línea melódica de varios grupos en sus interpretaciones. Y para ejemplo un botón: la Rondalla Misión Bohemia que en su tema Échame a mí la culpa se olvidaron de la melodía original. Y como ellos muchos otros. Recordemos que es importante respetar la línea melódica de la composición original, hacer un arreglo a un tema no implica cambiar la melodía.

El día sábado, la Rondalla Voces del Corazón y la Rondalla Mixta de la Autónoma de la Laguna pudieron ocupar el primero y segundo lugar, pero lo cedieron al permitir penalizaciones de 5 y 2 puntos, respectivamente. Los de Veracruz por no estar presentes al momento de su presentación y los de Torreón por exceder el tiempo reglamentario de su tema. Ambas situaciones se pudieron evitar con un poco de mayor previsión y organización, ya sea en el viaje o en la preparación de su canción.

La situación es por demás lamentable para la rondalla representativa de la Universidad Veracruzana, ya que, de no haber sido por esos puntos pudieron haberse hecho con el triunfo. Lo que merece reconocimiento es el trabajo de la Rondalla Mixta de la Universidad Autónoma de la Laguna, quienes, a pesar de la penalización de 2 puntos, supieron recuperarse y pasar del tercer lugar que tenían el día sábado al primer lugar final en la categoría A. ¡Muy bien!

Esto me lleva a hablar de la Rondalla Arcadia de Monterrey. Se trata de una rondalla que viene trabajando bien, pero que es la segunda ocasión en que lidera su categoría el día sábado y termina en segundo lugar. Ni hablar, estas cosas pasan, quizás sólo deban trabajar más fuerte para redondear su participación que, dicho sea de paso, ha sido buena en sus recientes apariciones.

Los arreglos merecen una mención aparte. Y es que, si bien un concurso es el escenario idóneo para arriesgarse, se debe cuidar que los arreglos comuniquen un mensaje. Esto ya lo hemos comentado muchas veces, hay arreglos que simplemente no se sabe a dónde van, que parecen una ensalada de ritmos y armonías, pero que no transmiten más que las capacidades técnicas de los ejecutantes (y a veces ni eso). Recordemos que la música es un lenguaje, ¡usémoslo para comunicar!

Con todo lo anterior, los triunfadores de cada categoría me parecieron justos, acorde con lo que se escuchó en el escenario. Dulce Armonía tuvo un buen desempeño de manera general, a pesar de su manejo incorrecto de la línea melódica. En la categoría C, Destellos de Plata brilló por su ejecución. En la B, la Facultad de Contaduría Pública y Administración y en la A, Mixta de la Autónoma de la Laguna presentaron canciones bien trabajadas y que les dieron el triunfo en su respectiva clasificación.

Por supuesto, destacó en la categoría Doble A la Rondalla Gilberto Reséndez Monita con un muy buen desempeño, vocal e instrumental y sin inventar nada extravagante, simplemente, haciendo lo que ellos saben hacer. ¡Felicidades!

Por su parte, la Rondalla D'Lirio presentó un tema que no terminó de cuajar, Un hombre busca una mujer, una selección desafortunada, considerando que estaban en Monterrey y que el tema fue ya arreglado magistrarlmente por la Rondalla Nota de Amor. El tema Aleluya no tuvo desperdicio. Ya habíamos escuchado esta canción anteriormente, pero es un gran arreglo. La Rondalla Talentos de Gómez Palacio presentó, otra vez, el tema Llamarada, una canción que ya les hemos escuchado bastante y que, no esperabamos en este concurso. Ojo con eso.

Entendemos muy bien que, en torno al concurso, se generan muchas emociones, sin embargo, mientras subían muchas de las rondallas locales se pudieron escuchar gritos excesivos de aliento por parte de otros rondalleros. Se vale animar a la rondalla, se vale alentar a los integrantes, pero también tenemos que aprender a comportarnos y evitar molestar al público, luego nos quejamos de que no nos van a ver.

Finalmente, hubo detalles de organización que quiero destacar. El primero se refiere al descanso anunciado de 20 minutos por la presentadora y de 10 minutos en redes sociales, que se convirtió en un receso de 50 minutos. Uno puede decir ¿qué tanto es tantito? Total, las rondallas ahí están. Pues sí, pero si se es claro desde un inicio de cuánto va a durar el descanso, podríamos tomar la decisión de ir a descansar o comer con suficiente tiempo. La gran mayoría de rondallas están ahí desde muy temprano y sería un muy buen gesto indicarles el tiempo real en que se reanudará el concurso. Luego andamos penalizando a las rondallas por no estar presentes al momento de su participación, pero tampoco se los hagamos complicado.

A favor, mencionaré dos aspectos positivos del comité organizador. Uno, la elección del equipo de Rondallas MX para la conducción del evento. Ellos son comunicólogos profesionales y además rondalleros, eso les permitió conducir el programa con mucho atino, por la experiencia y el conocimiento que tienen del medio.

El otro aspecto que hay que destacar, es el orden de premiación que se anunció de la categoría Doble A a la D, es decir, a la inversa de todos los demás concursos y de las 18 ediciones previas. ¿Por qué es positivo? Porque, por lo general, la primeras categorías suelen tener más rondallas participando, si se anuncia de la manera habitual, mucho del público sale del auditorio sin esperar a que se anuncien los resultados de todas las categorías, y así hemos visto a campeones de A y Doble A con muy poco público.

El próximo año se estará celebrando la edición número 20 de este importante certamen, esperamos que, como sucedió con Pachuca, su aniversario sea el motivo perfecto para que la asistencia de grupos aumente. No tengo dudas de que el comité organizador está preparando algo especial para celebrar su segunda década. No obstante, hay que analizar bien las causas de la baja participación y atacarlas, porque un concurso lo hacen las rondallas.

Comentarios

Deberian de dar las calificaciones inemdiatamente al finalizar cada cancion, como se hace en la mayoria de los eventos de apreciacion con jueces.
No entiendo por que tienen que deliberar los jueces.

Nuevo comentario

Plain text

  • Las etiquetas HTML no están permitidas.
  • Los sitios web y direcciones de correo electrónico serán convertidas a enlaces de forma automática.
  • Las líneas y párrafos independientes serán separados automáticamente.
To prevent automated spam submissions leave this field empty.