Luces y sombras del Concurso Vamos a Ver por Ellos 2019

La escena rondallera en Chihuahua ha sido un tema del que mucho se ha hablado durante la última temporada pues, si bien es una región con relativamente poca población rondallera, sus rondallas han logrado hacerse de varios galardones en concursos de toda la República Mexicana y, aun cuando la asistencia fue enteramente local, este hecho habría generado bastante expectativa sobre la segunda edición de este certamen y esto, a su vez, traía consigo la responsabilidad de confirmar el nivel de las rondallas chihuahuenses de una vez por todas.

La organización

Siendo realizado nuevamente por la asociación civil Vamos a Ver Por Ellos de Ciudad Juárez, este concurso se realiza a beneficio de personas con discapacidad visual, representados por el Lic. Carlos Ibarra y es esta la primera luz que nos recuerda que más allá del gusto por nuestro gremio podemos dirigir el talento rondallero hacia un fin social que al final terminará siendo recíproco con nuestro querido género.

El certamen tuvo como sede el Centro Cívico Smart en Ciudad Juárez que sin querer sobrepasar a foros como el Teatro Obrero del reciente CONAZAM o el imponente Gota de Plata de Entre Amigos, ha sido más que suficiente para la realización del concurso dando lugar a todos los asistentes, ofreciendo salones para ensayar previo a la participación de las rondallas y contando con buenas instalaciones.

La sonorización quedó a cargo del ya bien conocido Alonso Fierro, experto en materia de audio, quien además de ser uno de los jurados, vuelve a atinar con un audio balanceado aun cuando esto depende también del equipo disponible, siendo para esta ocasión una microfonía estándar: 7 generales, 1 bajo, 2 requintos y 3 solistas.

Previo a la etapa clasificatoria se impartieron clases magistrales a cargo de los jurados, mecánica ya implementada por concursos como Univ y CONACIME, lo que se agradece bastante pues permite no solo absorber el conocimiento de expertos en su rama, sino además, conocer más acerca de quienes realizan la nada fácil tarea de asignar lo más objetivamente posible una calificación al trabajo musical.

Para esta ocasión se contó con la presencia de Leoncio Bernal, Maestro en Educación Musical y requintista de la Rondalla del Sector Educativo quien habló sobre la historia y los recursos estilísticos del requinto, Luis Daniel Oidor, director de D'Ronda, quien habló sobre apreciación estética y desarrollo del arreglo, y Alonso Fierro, Maestro en Voz quien impartiría el taller sobre ensamble coral, taller que por falta de tiempo no se alcanzó a realizar.

Y sobre esto radica una de las pocas sombras del concurso y es que ambos días el evento sufrió de retrasos que son entendibles para quien conoce la ardua labor de la organización pero que ciertamente afecta al itinerario de los participantes, situación que se puede prever y que seguramente la experiencia de los años terminará por pulir.

Un punto más a destacar es la accesibilidad y facilidades que tuvo el comité y el staff para con los medios de comunicación Serenata de Mediodía y D'Rondaa quienes, más a allá de la relación profesional, recibieron de manera cálida y atenta, cuestión que deja entrever una gran entrega y cariño a la realización de este concurso y la calidad de personas que conforman este equipo.

El concurso

Adentrados ya en la competencia, se dieron cita once rondallas de mayoría juarense haciendo presencia también Nuevo Casas Grandes y Parral, todas ellas participando el primer día en una etapa clasificatoria, modalidad característica de este concurso que, junto a la reclasificación en CONACIME, busca un mismo objetivo: una competencia más equitativa.

A esto se suma la dinámica de sorteo de los temas de participación que busca evitar la especulación sobre cuando llevar el arreglo bueno y tratar de que ambos días se lleven trabajos de igual nivel, tópico que se ha tratado anteriormente en este sitio. Ambas cláusulas, además, siento que añaden un toque más de adrenalina y emoción a la competencia.

Para el segundo día se lograron 3 categorías, A, B y C que, si bien no se clasificaron según el puntaje especificado en la convocatoria, al final cumplieron su función.

Los tableros se reiniciaron pues los puntajes no eran sumatorios y el nivel de la competencia logró el ascenso en cada categoría destacando la participación de las rondallas Alma Joven del COBACH 9 en categoría C quienes arrasaron con las individualidades y mantuvieron el primer lugar frente a Juventud del Desierto, Taiyari quienes obtuvieron el primer lugar de categoría B en una contienda muy cerrada contra Lobos del CBTIS 114, en categoría A la rondalla Meraki despuntó por sus solistas, lo que les valió su respectiva individualidad, además del tercer lugar y Femenil Vosarely, que con el arreglo ya galardonado de Oye mi canto lograron remontar a la primera posición dejando en segundo lugar a Esencia, los merecidos campeones del año pasado.

Debido al número reducido de participantes por categoría el jurado decidió otorgar solamente primero y segundo lugar en la categoría C y primer lugar en categoría B, medida que seguramente ha dado de qué hablar y la cual considero un punto aun perfectible pues, aunque es bien sabido que ser el tercer lugar de tres rondallas puede dar un falso reflejo del desempeño, creo que puede haber una excepción cuando la diferencia de puntajes es mas bien mínima. Solo una opinión personal.

Por último, no podemos dejar pasar el desliz que se tuvo en escenario al momento de la premiación y es que, al más puro estilo de Miss Universo en 2015, se cometió un error en la entrega del premio al mejor arreglo de la categoría A, mencionando a Meraki en lugar de Vosarely, situación que en las redes fue tomada con humor por parte de la rondalla afectada , lo que me lleva a la reflexión final.

En conclusión

Al igual que Meraki, la Rondalla Esencia respondió de buena manera al opinar sobre los resultados felicitando en el acto a la rondalla campeona. Acciones como esta destierran el estigma de que las rondallas se echan tierra unas a otras, un mal que ha venido a causar tanto daño en el medio y, por el contrario, renuevan la esperanza de un futuro prometedor para este tipo de eventos. No es un secreto que el mundo rondallero está pasando por una difícil época de cambio y también es cierto que el concurso no fue perfecto, ninguno lo es, pero este fin de semana se demostró que hay concursos dispuestos a arriesgarse con medidas innovadoras, que los rondalleros pueden competir sin dejar de ser amigos y que las rondallas tienen aún mucho talento con que deleitar a su público. Enhorabuena a los participantes, enhorabuena Ciudad Juárez.

Comentarios

Así es en Ciudad Juárez, el gusto por la música es primero. Donde este participando una Rondalla de Juárez estara el apoyo de sus compañeros. Ciudad Juárez es el #1 y en casa no podia ser diferente.

Arriba Juárez !!!

Excelente trabajo el de ustedes tambien, la transmisión en vivo excelente, las fotografias hermosas y este articulo de 10. Gracias ;)

Nuevo comentario

Plain text

  • Las etiquetas HTML no están permitidas.
  • Los sitios web y direcciones de correo electrónico serán convertidas a enlaces de forma automática.
  • Las líneas y párrafos independientes serán separados automáticamente.
To prevent automated spam submissions leave this field empty.