Luces y sombras del Concurso Nacional de Rondallas Puebla 2019

El año de concursos rondalleros ha llegado a su fin. La última escala en este viaje por los diferentes certámenes de rondallas en el país tiene final en la ciudad de Puebla, con el denominado concurso del Ateneo. Este evento, al ser el de más longevidad en el país, siempre da mucho de qué hablar, así que nosotros hacemos lo propio con nuestras luces y sombras.

Iniciaremos hablando acerca de la etapa eliminatoria, que se realizó el día sábado, que arrojó como resultado la clasificación del 100% de las rondallas participantes. Esta decisión del jurado puede ser muy buena para animar a los grupos a participar, pero no tan favorable si el objetivo es elevar el nivel musical de las agrupaciones. La consecuencia es que los grupos, al notar que la probabilidad de quedar eliminados el primer día es prácticamente nula, se dedican en cuerpo y alma al arreglo de la final, descuidando la calidad y ejecución del arreglo del primer día. Y en esta ocasión, la diferencia fue notoria.

Este punto, aunado al hecho de que los puntajes de ambos días no se suman, hace que la participación del día sábado sea mero trámite. Quizás por ello es que varias rondallas decidieron llevar trabajos ya muy tocados, como es el caso de las rondallas Ensamble Acústico y la Femenil de la Facultad de Psicología de la UANL. Pero hay un caso aún más notable, el de la Rondalla Euforia de Puebla, que tanto en la eliminatoria como en la final escuchamos trabajos que ya les conocíamos muy bien de otros concursos.

Y lo anterior no tiene nada que ver con la calidad, por el contrario, las tres rondallas en mención realizaron un muy buen trabajo, aunque si consideramos que los temas los tienen bien conocidos sería imperdonable que no los interpretaran bien, y sí que ha llegado a suceder en otras agrupaciones. La Rondalla del Instituto Sor Juana Inés de la Cruz hizo lo propio, con algunos cambios, con un arreglo que hemos escuchado muchas veces con la Rondalla Una Noche Un Sueño, me refiero al tema Difícil es decir lo siento.

Por supuesto, la convocatoria no exige temas nuevos, sin embargo, un concurso es justo el escaparate para mostrar trabajos diferentes. Por otro lado, se renuncia al factor sorpresa y se vuelve más difícil impactar al jurado que, probablemente, ya escuchó estos arreglos con anterioridad.

Una rondalla que bajó de categoría, debido a la renovación de integrantes que está experimentando, fue la Rondalla Orgullo Huasteco, que solía participar en categoría A y lo hizo ahora en categoría D. El resultado fue positivo, más allá de un lugar, porque como grupo siento que van consolidando su estilo. La primera parte de su arreglo del segundo día me gustó mucho, el desarrollo de la idea y la forma de comunicar el mensaje fueron muy buenos, además del buen trabajo de su joven solista. Después vino el cambio de ritmo y con ello un giro drástico en el sentido del mismo, creo que hubiera sido genial que siguieran desarrollando su tema con la misma tónica que lo iniciaron.

Y hablando de cambios de ritmo, es increíble como varias rondallas siguen abusando de este recurso: Matices del Alma, Secundaria Margarita Maza de Juárez, Halcones UTEZ, Destellos de Plata, Joya Potosina, Alma de Cristal, Amistad del CBTIS 24 y Voces y Armonías UTVC, por mencionar algunas. Incluso hay rondallas que me hacen tener sentimientos encontrados, como Dulce Matiz y Ensamble Acústico. Su trabajo es muy bueno, cada que inician sus temas destacan por encima del resto, pero parecen utilizar los cambios de ritmo por sistema, y eso deja de impactar, se vuelven predecibles.

Y ya que tocamos temas recurrentes, también tenemos que mencionar el uso de la línea melódica. Grupos como Voces de San Juan, Amistad del CBTIS 24, Secundaria Margarita Maza de Juárez, Iztma, Varonil de Psicología y Dulce Matiz, transgreden la línea melódica de forma importante. Pero el extremo fue la deconstrucción del tema 17 años que hizo la Rondalla del Instituto Fray Gabriel Téllez.

No es por ponernos cuadrados, pero sí es importante cuidar que los arreglos tengan un objetivo bien definido y que la música, como lenguaje que es, sirva para comunicar esa idea. Y eso fue justo lo que faltó en este arreglo, una idea clara que comunicar. Lo anterior, aunado a la (a mi gusto) mala práctica de hacer coreografía, da como resultado un tema que difícilmente encuadra en el concepto de rondalla. Ojo, yo no digo que no se deba experimentar, al contrario, es muy bueno, pero también es importante valorar el mensaje que envía un arreglo.

Por cierto, en la canción del primer día de esta misma rondalla, los requintistas pasaron al frente a hacer sus solos y cuando comenzaron a bailar perdieron la cuadratura. Lo lamentable es que la cuadratura sí se califica y el baile no. Incluso, aún cuando hay un rubro de desenvolvimiento escénico, este se puede demostrar de muchas formas sin bailar. No podemos sacrificar lo estrictamente musical por lo escénico. ¡Aguas con eso!

Un tema lleva a otro. Sobre el desenvolvimiento escénico, este se define como la capacidad de manejar el escenario en función de la obra y el público. Por ello, me extraña la postura que algunas de las integrantes de la Rondalla Femenil Kristal adoptan, un par de ellas dando prácticamente la espalda al público. Es bien cierto que el canto debe realizarse con orientación a los micrófonos, con la finalidad de que el público y el jurado puedan escuchar todo el espectro de voces, muchas rondallas omiten esto y, aunque su trabajo es correcto, no podemos escucharlo en todo su esplendor por una mala colocación frente a los micrófonos. Se trata de un equilibrio que se rompe si ignoramos la presencia del público.

Por segundo año consecutivo, la categoría Femenil tuvo solamente a una rondalla participante: la Rondalla Romántica Soledad Femenil. Si bien, el Concurso de Puebla no establece en su convocatoria una cantidad mínima de grupos para abrir una categoría, considero que la decisión de participar en una categoría sin contendientes ayuda poco al grupo. Me hubiera gustado mucho verlas competir en la categoría E, creo que para el grupo hubiera dejado un aprendizaje mucho mayor.

Desafortunadamente comenzamos a acostumbrarnos a la disminución de la asistencia de grupos y, con ello, a la baja en el nivel musical general de los concursos, fenómeno que se ha manifestado prácticamente en todos los que se realizan en el país y del que el Concurso de Puebla no es ajeno. Como hemos dicho, los factores son variados y van desde cuestiones económicas, de percepción de la seguridad, cambios en los esquemas de apoyo a los grupos, aumento de concursos rondalleros a nivel nacional, etc.

Pero entre este nivel disminuido, pudimos escuchar trabajos notables. En la categoría E, las rondallas Magia y Sentimiento y Voces y Armonías fueron de lo mejor, llevándose segundo y primer lugar. Ambos grupos tienen un gran potencial, no sólo técnicamente sino también interpretativamente. Scherzo e Iztma en la categoría D, así como Joya Potosina en la B, fueron gratas sorpresas en su trabajo.

Matices del Alma de Chimalhuacán ganó la categoría C, pero mostraron algunas áreas de oportunidad. No cabe duda que fueron la mejor de su clasificación, pero en otras circunstancias hubieran tenido muy complicado el triunfo. Los fundamentos están, lo mismo que la idea, solamente hacer falta trabajar más en la cuadratura y perfeccionar la interpretación, para que el grupo transmita más los temas.

Mención aparte merece la Rondalla Nota de Amor, de la que hablaremos en otro artículo. Es sorprendente cómo este grupo se reinventa y se renueva cada cierto tiempo, siempre con tendencia ascendente. Su interpretación de la etapa final fue muy buena, lo que quedó de manifiesto con su triunfo en la categoría B. ¡Felicidades!

Y ni qué decir de la Rondalla Fascinación, que es la campeona 2019 de la categoría A. Un gran trabajo colectivo que redondean con buenos solistas, una de las agrupaciones que levantan la mano por Puebla en un momento en que las rondallas poblanas pasan por una crisis. Ojalá sean un aliciente para que otros grupos vuelvan a repuntar.

En la categoría Doble A, la Rondalla Amigos Para Siempre presentó dos excelentes arreglos que no pudieron triunfar por un hecho lamentable: la participación de 20 elementos cuando la convocatoria marcaba como máximo 19. Lo conversaba con su director, Eduardo Aguilar, y entiendo la frustración que debió sentir, pero también aplaudo la humildad de reconocer que fue un error suyo el que les quitó la oportunidad de hacerse del triunfo. Y es que su trabajo estaba para primer lugar.

Esto abrió la oportunidad a la Rondalla Asunción de Puebla, a quienes ya habíamos escuchado en buen nivel en un concurso anterior, para hacerse del primer lugar. A mi juicio, su arreglo de El amor es una cosa esplendorosa, es una de sus mejores creaciones, en conjunto con la gran capacidad de su solista y director.

Cierto es que, la decisión de descalificar a la Rondalla Amigos Para Siempre fue difícil para el jurado calificador, y aplaudo que lo hayan hecho, porque es lo justo. Sin embargo, hubo otra decisión que también eran difícil y que, en lo personal, pienso que debieron tomar y no lo hicieron: otorgar del segundo al cuarto lugar de la categoría Doble A. En vez de ello decidieron dar un triple empate en segundo lugar y aunque pareciera una nimiedad, no lo es, porque no le ayudan a los grupos participantes a darse una idea del nivel en que estuvo su trabajo.

Por otro lado, algo que es sumamente complicado es determinar si las rondallas de categoría Doble A cumplen con la regla del 51% de los integrantes originales que ganaron la categoría A. Al menos de la Rondalla Clásica de Puebla estoy seguro que no cumplió con dicho requisito, pero lo sé porque me tocó ganar en 2006 con este grupo y recuerdo perfecto quiénes logramos dicho triunfo. Me queda claro que la regla es justa y necesaria, pero para los jurados y organizadores es sumamente complicado identificar a los integrantes, por lo que considero que debe evaluarse si tiene caso mantenerla.

Ahora que tocamos el tema de los organizadores, es necesario resaltar puntos que considero muy positivos. En primera instancia, la fluidez en el desarrollo del concurso, en especial el día domingo. Una categoría tras otra, con rotación del jurado, lo que permitió no hacer ninguna pausa y además entregar resultados de manera gradual. Al final, incluso, hubo un espectáculo previo a la premiación de gran calidad y con la duración exacta, para luego proceder a la entrega de los resultados sin ningún contratiempo. Es en este tipo de aspectos que el Concurso de Puebla deja testimonio de su oficio y experiencia. ¡Bien ahí!

Sin embargo, el punto más notable fue la categoría de Lengua Indígena. ¿Por qué? Porque es un excelente intento por promover el conocimiento de nuestras lenguas madres, porque se hizo de forma muy respetuosa y honesta y porque hubo eco en al menos dos agrupaciones, la Rondalla Matices del Alma y la Rondalla Tlakuikalmachtil, quienes interpretaron temas en purépecha y náhuatl, respectivamente. El resultado, me parece, era lo de menos, puesto que en esta fase que pudiéramos considerar "experimental" dejó un precedente de cómo incorporar con éxito nuevas ideas. ¡Enhorabuena!

Me sigue sorprendiendo que haya rondallas que insistan en interpretar temas como Alma llanera o El cascabel. Cada vez son menos, pero siguen existiendo y es que, si bien están en total libertad de hacerlo, creo que es más lo que pierden que lo que ganan, porque son temas tan tocados que difícilmente generarán el impacto esperado.

En términos generales, tuvimos una competencia el día sábado y otra el día domingo, a causa del exceso de confianza de muchos grupos en la eliminatoria. No obstante, la versión de los grupos que deseamos ver es la de la etapa final. A nivel de organización hubo muchos aciertos, aunque también subsisten áreas de oportunidad que no dudo que atacarán en próximas ediciones. El concurso más longevo del país se acerca a su 50 aniversario y será un hito extraordinariamente relevante, ojalá que de aquí hasta ese momento las rondallas se enfoquen en trabajar para exhibir el mejor de los niveles.

Comentarios

Estoy completamente de acuerdo con toda la primera parte tanto que no le di oportunidad el segundo día, escuchar las mismas canciones de concursos anteriores me dio mucha flojera y dije mañana sera igual. Y ya no lo vi.

Gracias por todo este año de Luces y Sombras. Nos vemos en el 2020 :)

Comparé tus luces y sombras delos años 2015, 2016 y 2017 con estas luces y sombras y tristemente veo que el nivel cada vez está peor, el auditorio ya no es "el adecuado"... el tema de la categoría Femenil ya está de más, ya es una categoría obsoleta... el concurso ya se hizo viejo y aunque le dieron alguna innovación con esa categoría de canción en lengua autóctona, no garantiza el éxito ya que solo fueron dos grupos... el resultado de esa categoría se verá el próximo año si llegan más agrupaciones que (dicho sea de paso) no hay una categoría específica en cuanto a calidad musical, ya que pueden cantar muy bien, pero no se apegan a lenguaje o viceversa; cada vez se está demostrando más que al comité de estos concursos (xalapa y puebla) fomentan la mediocridad, dando premios a diestra y siniestra valiéndoles madre si cantan bonito o feo, el chiste es que vengan de muuuuy lejos paguen su inscripción o entrada al evento, notablemente de risa ese TRIPLE EMPATE DE SEGUNDO LUGAR en la categoría especial, aunque justo el resultado del primer lugar... y por otro lado es IMPERDONABLE que un director de la trayectoria y experiencia de amigos para siempre se le haya "pasado" que eran 19, cuando es el concurso mas longevo del país y que tanto ese como xalapa y pachuca solo permiten 19 integrantes como máximo... que manera más tonta de haber echado a la basura meses de trabajo y de inver$ión... no me vengan aquí conque al mejor cazador y esas estupideces... entonces: donde está lo de"prepararse al 100 por ciento"... ojo, porque cuando no hay humildad y si hay soberbia, suceden estas cosas... sinceramente, seguimos viendo como la calidad de la mayor parte de las rondallas se está viniendo a pique...

Gracias ñor seguir mi trayectoria y gracias por tus palabras amigo...saludos

Como comentas muchas veces me pregunto para que existen eliminatorias en este concurso si al final acaban pasando casi todas o todas en sus categorías. Lo único que provocan con esto es premiar a rondallas con poca o nula preparación que sumado con excesivas 10 categorías terminan haciendo finales muy disparejas y flojas.
De resultados comentar que forma tan RIDICULA de asignar lugares en la AA, una categoría que por el bien del medio de rondallas me parece debería desaparecer no solo en este si no en todos los concursos. En la actualidad sinceramente no existen más de 5-6 rondallas de esta calidad y por lo general estas pocas veces o nunca se acaban enfrentando (los directores están de jurados, ya no quieren ir a concursos o van a eventos diferentes), entonces porque seguir insistiendo en algo que a perdido emoción y competencia.

Muy acertado y puntual tu articulo, tienes mucha razón en los cambios de ritmo en lugar de que los favorezcan se escuchan muy mal, y otra vez se dejo notar el bajo nivel en cuestión de afinación en cat secundarias se dejaron ver horrores (errores) garrafales igualmente en la mayoría de las rondalla, yo recomiendo mas auto critica directores y preparen mejor a sus rondallas.
en el tema de Rondalla Euforia ya chales con sus canciones (y esto va dirigido para otras rondalla ) hay un universo casi infinito de hermosas canciones para llevarlas a concursar , trabajenle mis chavos, ademas que esta rondalla en mención su director maneja en mismo estilo que la Rondalla Clasica cuando el perteneció a sus filas, los que nos toco escucharlos me daran la razon que es mas que evidente que Euforia es la clasikita. Animo yo pugno por un concurso nacional real y competitivo, donde cada entidad tenga su concurso y salgan las mejores de cada categoria y asi se ganen su lugar para participar en un CONCURSO NACIONAL VERDADERO!!!

¿Cuántas Rondallas participaron en total?

Nuevo comentario

Plain text

  • Las etiquetas HTML no están permitidas.
  • Los sitios web y direcciones de correo electrónico serán convertidas a enlaces de forma automática.
  • Las líneas y párrafos independientes serán separados automáticamente.
To prevent automated spam submissions leave this field empty.